Estas son las malas prácticas de un mal conductor de moto

Estas son las malas prácticas de un mal conductor de moto

¿TE RECONOCES?

Bienvenidos una semana más al blog de RENTAL MOTO BARCELONA. Los que nos seguís y habéis leído alguno de nuestros posts ya sabéis de que hablamos normalmente. Solemos escribir sobre planes para salir por Barcelona, el alquiler de moto en Barcelona, consejos para mantener nuestra moto o conducir como es debido. Sin embargo, sigue habiendo muchos listos que al parecer no se enteran. Hoy, va por ellos. Fíjate si cumples algunos de estos requisitos. Si es así, tengo que decirte que eres un mal conductor de moto.

Si eres de los que corres en moto y vas siempre con prisa, ieeeee, ¡quieto parao!, relájate un rato y léete este post, quizás te haga pensar un poco.

En el post de hoy te damos algunas señales inequívocas que reflejan que no eres un buen conductor y aunque nos lo tomemos con humor, no hace ninguna gracia y verás porqué.

Barcelona es la ciudad europea con más motos por habitante. Aquí tienes la noticia al detalle. Esto supone que el tráfico de motocicletas es realmente alto y por eso se producen tantos accidentes. De todos los accidentes mortales que hubo el año pasado en la ciudad de Barcelona, más del 65% fueron conductores de motocicletas. Son cifras a tener muy en cuenta y no hacen más que reafirmar el hecho de que hay que tener mucha más precaución que circulando en coche. Si quieres más detalles, aquí puedes leer la noticia que lo confirma. Los accidentes bajaron respecto al año anterior pero aun así, no disminuyeron los accidentes en moto. Si es cierto que parte de culpa es de los otros conductores que a veces no se fijan. Van con su calefacción, su música, mirando su móvil y al sentirse como en casa, se relajan más de la cuenta.

10 señales que indican que eres un mal conductor de moto

1- No guardar la distancia de seguridad

Esto, además de molesto para los conductores de coche, es muy peligroso, ya que en una frenada brusca difícilmente podremos detener el vehículo a tiempo. Este es uno de los casos más frecuentes de accidente tanto en moto como en coche. Llevando una moto, que tienes espacio a los lados del coche, ¡¿qué necesidad tienes de ir detrás?! ¿vas a coger más rebufo?

Naah hazlo así, hazme caso.

2- No fijarte más allá de lo que tienes a 10 metr

Muchos van con la moto y únicamente van  mirando los huecos por donde van a pasar para adelantar y ganar tiempo, pero eso tampoco está bien. Vas en moto, tu altura y tu visión es mayor que la de un coche, por eso, no puedes olvidar esto: ¡Mira siempre lo que pasa más adelante! Fíjate si hay mucha concentración de vehículos ya que es posible que más adelante tengas que reducir bruscamente la velocidad. Cuando llegues a un semáforo, trata de separarte un poco del carril, de esta forma los conductores despistados no te darán por detrás, en todos los sentidos.

3- Ir de “guai”

Fuma, utiliza el móvil en los semáforos, conduce con una mano tocando estribera  y… esto ahora no se ve pero antes había mucha gente que iba sin casco. Algunos lo llevaban pero era como si no…

Qué maravilla… ¿recuerdas esto?

¿Y esto?

Pues si lo sigues haciendo no eres un buen conductor. Un buen conductor trata de no poner en riesgo su vida ni la de los demás. Así que esto de ir de “guai” con la moto, déjalo para los videojuegos. Si tienes un accidente en moto y vas sin casco… será un milagro si no te abres la cabeza.

4- No fijarse en los detalles

En la carretera, por muy bien que hagas las cosas, siempre puedes sufrir la mala fortuna de encontrarte con un despistado que no te vea o que cometa un error. No circules como si fueras solo y ten precaución en cruces, cambios de carril, semáforos en ámbar y esas cosas. Prevé la situación. Si vas a girar a la derecha mira antes por el retrovisor, si ves que el semáforo lleva mucho rato en verde o si ves algún conductor que va un poco perdido, quédate con los detalles.

5- No señalizar tus maniobras

Al igual que antes, por muy deprisa que creas que vas y que nadie te puede seguir a esa ultra-velocidad, utiliza siempre los intermitentes. Señalizar una maniobra con antelación te da algo más de seguridad y siempre advertirá a los demás de tus intenciones. Antes estaba permitido señalizar las maniobras con la mano, pero evidentemente no es nada recomendable. Es muy fácil que en una situación imprevista no te dé tiempo a reaccionar.

6- Adelantar a lo loco

Como te contábamos antes, debes prever posibles movimientos bruscos de otros vehículos, por eso, trata de no adelantar por la derecha, ni siquiera en ciudad. Señaliza y si es necesario da un toque de claxon. Si no lo ves claro, conduce con la mayor prudencia posible. Trata de adelantar solo en situaciones donde se vea claro o cuando los coches estén parados.

7- No fijarse en los problemas de la carretera

Cloacas, líneas blancas, rejillas de ventilación, tierra o carretera en mal estado pueden darte un disgusto tanto en la ciudad como fuera de ella. Es importante fijarse en estos detalles ya que en caso de encontrarnos y sobrepasarlos con nuestra moto pueden hacer que tengamos un accidente.

8- Conducir como si estuvieras en un circuito

Si vas demasiado rápido, no tendrás tiempo a reaccionar por mucho que tu “motaca” lleve unos frenos “que flipas”: El freno debes llevarlo en tu cerebro, templa los nervios y conduce con prudencia. Si quieres adrenalina y te gustar estar colgado, haz puenting.

9- No fijarse en los peatones

Aunque creas que la carretera es solo para los vehículos de motor, debes vigilar también aquellos que pretenden cruzarla o que salen de algún coche o transporte público. Fíjate en estos detalles y mira aceras y/o vehículos que estén parados antes de adelantar o dar gas. Ellos son aún más vulnerables que tú en la carretera y no acostumbran a llevar casco cuando van andando por la calle, a no ser que seas un Power Ranger o Darth Vader.

10- No respetar las señales

Aunque creas que las señales de tráfico y las líneas pintadas en el suelo son solo para coches, estás equivocado. Si es cierto que en carreteras con mucha visibilidad y con espacio, la gente suele adelantar. Aun así, hay muchos que adelantan en una curva abierta, de corto recorrido y sin tener buena visibilidad. No es solo por tu seguridad, también puedes hacer que otro conductor tenga un accidente. Así que, adelanta solo cuando haya total seguridad y visibilidad para hacerlo. Sigue las normas igual que todos. No adelantes por el arcén, no salgas con el semáforo en rojo ni otras tantas imprudencias que sabes que no son correctas. Trata de comportarte en la carretera, a la larga saldremos todos ganando.

Así?

Bueno, ahora que ya sabéis qué es lo que no debéis hacer ya podéis conducir una de nuestras motos y disfrutar de esta hermosa ciudad. Toma, contacta con nosotros y te explicamos.

Pues por hoy, esto es todo.